jueves, 25 de enero de 2007

ROMANCERO COFRADE




DIVINA "CIGARRERA"

Reinaba sobre la tarde
del cielo raso, serena.
Reinaba sobre la Torre
del Oro para su prenda,
era tal, como reinaba
en su trono de azucenas
que el barroco de San Telmo,
prestó su dosel de piedra.
El paseo se hizo jardines
de un palacio de belleza,
la Caridad fue su corte,
con Mañara a la cabeza,
rindiéndole pleitesía
a tan celestial princesa.
 
Reinaba bajo su Palio
medida de la excelencia,
Trono de Sabiduría,
donde la plata y la seda
van tejiendo una armonía
de cerámica alfarera...
pero lo que más reinaba
era su Cara de Reina,
el aura que la envolvía
en dulzura y en cadencia,
la mirada primorosa
bajo el ámbar de esas cejas
recogida en el profundo
manantial de su Pureza,
donde el Dolor -si reinaba-
no alteraba la presencia
de su empaque ¡victorioso!
de "Divina Cigarrera".


Soñé una rosa granate


Con la mirada clavada

En la gloria del realce

Oro y seda en filigrana.

Venía mecida de frente

Muy cortitaS las llamadas

Bajo un limbo de primores

Y un éxtasis de elegancia.

Era música su llanto

De la más sublime marcha

Dejó un perfume de cera

Mezcla de azahar en ascua

Que no quise despertarme

Y me perdí tras su aura:

La rosa era tan fragante

Su hermosura tan galana

Que al cielo sentí elevarme

Musitando esta plegaria:

-voy donde quieras llevarme-

MADRE DE DIOS DE LA PALMA


.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-






... Una vez más en Sevilla puso su impronta la estela
 de Aquel que todo lo puede por imposible que fuera.
. . y así la lluvia inclemente se tornó rocío de estrellas
que aligeraba a Triana con su más preciada Reina.
Mientras la noche pregunta y el alba anhelante acecha
-qué sucede Madrugada- de Exptectación tan intensa...
 Que ha de ser, que Dios las cita y los ángeles la acercan,
que se adivina el milagro que el prodigio se desvela y
 el firmamento rubrica la historica coincidencia
de encontrarse -Cara a Cara- el SOL con calle PUREZA...
 la Catedral por testigo la Giralda centinela
de dos fuentes de Alabanza que se miran y reflejan y
 se funden bajo el cielo de su Sevillana tierra
 en una misma ESPERANZA en una sóla Belleza
 ¡qué delirio frente a frente ! TRIANA Y LA MACARENA!

 Ponle música de fondo...



http://ojival.blogspot.com/2008/03/el-nazareno-vena.html#links AL CAPATAZ...

 Nunca podrás calibrar -amigo de sentimiento-
 La inefable dignidad De tan encomiable empleo.
 No llegarás a alcanzar Por más que tu magisterio
Lo acredites al contar Tu experiencia por decenios:
 La profunda realidad Que configura tu puesto.

 ¡capataz!, que al definirte Segrega mi alma respeto
 E infunde gloria la boca Al escalofrío del cuerpo.
¡capataz! Que eres delicia Del desván de los recuerdos
Y en la madurez arrancas La mejor sonrisa al gesto…

Quien fuera como eres Tu, -esclavo del embeleso-
Involuntario testigo Que conduce al evangelio…
 Quien escrutara el vergel Plantado entre candeleros
 Y blandiera el argentino Llamador de los anhelos…

 Quien como tu voz, llegara Aunar treinta y tantos ecos
 Con la nota desgarrada De tu mando lastimero…
Quien degustara contigo Tan ínclito privilegio
Accediendo a la alta gracia De medir el movimiento,
 Encarcelando pupilas Aprisionando silencios,
 Acrisolando latidos Y en suspiros convirtiéndolos
Como arabescos tallados Frente a los respiraderos….

Quien sintiera el albedrío De tu sapiente criterio
Exponiendo a la mirada De veneración del pueblo
 La flor de sus devociones Entre plegarias y rezos.

 Quien programara el camino En función de los esfuerzos
 Siempre pendiente y en vilo De sudores costaleros…
 Quien convirtiera en verdad Lo que como iluso empeño
 Se nos antoja en la forma De pretender el intento.

 Poniendo a la primavera Como testigo del hecho:
 Hundir costeros a tierra Hacer de goma los huesos
 Hasta consumar el hito Tan antiguo como nuevo
 De salvar brillantemente El arco ojival del templo …

Nadie como Tu, ni nunca Se comprenderá el secreto
 De dirigir los alardes Más puros y cronométricos…
Mas cuando el “paso” levanta El esplendor de su peso
Como titán de armonía Su aroma al aire meciendo
 Tu rostro exhala encendido Sin comprender el misterio
 La fragancia penetrante De la gloria de los genios.
.-.-.-.-.-.-.-.-.



  Campanas a muerte doblan
 -silencio en la plazoleta-
el acetismo recobra su perfil de horas añejas...
 se abren como hizo la tarde las ojas de la ancha puerta
y la señal del cristiano se hace guía entre tinieblas...
 Nazarenos de Sevilla surcan rutas nazarena
cerrando espacios insignias con sus repujadas pértigas...
 pasan cirios y más cirio llorando azules de cera
 mientras que el bronce no para de instar a la penitencia.
 Campanas a muerte doblan -silencio en la plazoleta-
en asombroso misterio el traslado se presenta...
 contraste entre lirio y oro aroma de brisa queda
 entre una bruma de incienso su Caridad se despeja.
 Envuelta en níveo sudario Santos Varones lo llevan
 languidez de Amor mecida en sueño de vida eterna...
 Santa Marta y las Mujeres lloran la hiel de la escena
y a su diestra desmayada se postra la Magdalena.
 San Juan discípulo Amado sabe que para sus Penas
 no hay consuelo en la mirada ni gestos ni frases tiernas y
 en silencio la acompaña por la inconsolable senda.
 Campanas a muerte doblan en silencio ya se aleja
sobre los pies lleva a Cristo SEvilla en la primavera.
.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.



Ven noche de madrugada a las tres, no te entretengas
 vente con los angarillas de seguirillas repletas
¡convocame a los "camborios"! despiértame a los "heredias" y
 a Federico García de su letargo poeta.
Llueve tu macabro acento capricordio aceitunera
fundiéndolo en los caprichos enjambelgao de "dueñas"...
 Vente -noche de los tiempos- refocilio "churumbela"
 bate las palmas del cante guitarra de luna llena
 que un compás de martinete se modula por Peñuelas...
Y abre las puertas Parroquia de la esencia pregonera
 sacromonte ensortijao de caravana y candela
 cante grande del recuerdo soleá de las estrella
Angustias de los piropos esquina de la cadencia...
 porque claman los Gitanos su romancero de juerga
 y CRISTO, a las tres en punto... ¡es calé de pura cepa!
.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.

  LA ESPERANZA MAS DULCE DE SEVILLA ...
Quería decirte, Reina tantas cosas

al despuntar el alba de esta dicha

que no encuentro palabras por hermosas

todo es poco, Señora..qué daría..

Por describir la rosa de tu cara

y el sonrosado albor de tus mejillas

¡que no daría absorto en tu mirada

cada vez que me miro en tus pupilas!

Por versar tu quebranto ensimismado

donde tanto dolor se dulcifica

en ese rostro dulce anacarado

que hace del llanto la hermosura viva.

Por destacar el aura de tu imagen

en sublime expresión que se aproxima

a cuantos invocamos el auxilio

postrados a tus plantas peregrinas.


Qué decirte, Señora, musitando

esa oración que solo queda escrita

en el papel mojado de la mente

con la emoción al verte tan bonita...

Por convertir en canto mis abrojos

por componer aquella poesía

que trenzó aquel maestro imponderable

cuando por calle Sol, ya no cabías.

Por mucho, que lo intente...ya ¡no cabe!

la inspiración no encuentra otra salida

no hay verso, ni alabanza, ni cantares

no existe en consonancia otra medida

que alcance en dimensión a tanta gracia

finura y elegancia reunida

porque, Tu eres, Divina Trinitaria,

¡ la ESPERANZA, más DULCE de SEVILLA!

(a mi amigo "el Canas" y su estupenda cuadrilla en el año de la Coronación 10-06-2006) 





Buscó Sevilla al Calvario lirio de su madrugada
 buscó en la flor del naranjo de sus recoletas plazas
 buscó en la estrechez el roce y el reflejo en sus fachadas
 buscó en el árbol su Cruz y en el aire su mirada
 y en los rincones su luz y en las calles su llamada
y en el cielo el más azul ...pero con Cristo no daba...
Buscó Sevilla el Calvario entre oración y plegarias
buscó entre aromas de fe la saeta en su garganta
 buscó entre un bosque de cera infinita iluminaria
 buscó entre cinto de esparto entre negra indumentaria
 entre capirote y cola entre ruán y alpargatas
 oraciones insonoras ...pero con Cristo no daba..
. En el piadoso silencio SEvilla buscó sus plantas
buscó entre clavel y lirio entre cirios y entre varas
 entre incensario y naveta entre la música sacra
entre acólitos y preste a Cristo desesperada...
 A tres golpes de martillo El Calvario se acercaba
 y buscó su canastilla de oscura caoba y plata
 y buscó los cuatro hachones para adivinar su cara
 y buscó entre los jarrones donde su Imagen destaca
 y buscó su muerte lívida fuente de sangre
 y de agua y
su corona de espinas sobre sus sienes clavadas...
 y siguió buscando a Cristo, Sevilla desesperada...
 Buscó Sevilla al Calvario y lo encontró con el Alba
 lo vislumbró en el compás de la laguna velada
 reflejado en contraluz de paredes y ventanas
entre los cañaverales de la cera consumada
 por las brumas aparentes que disipa la mañana..
encontró SEVILLA a Cristo, sobre un CALVARIO de almas.

(Al SI de las mujeres nazarenas del Calvario)





  Caminaba por Sevilla REGLA de amor y de gracia
una celestial Señora Reina y Madre -Virgen Santa-
 con una expresión tan dulce tan serena y delicada
y unos ojos tan profundos de misericordia y lágrimas
 que más parecía el reflejo de la gloria en semejanza
 que una conmovida rosa por la pena más amarga...
 Caminaba por Sevilla REGLA de hermosura exacta
 y la tarde ante su paso se hizo plenitud cuajada
de fragancias y requiebros de primores y prestancias
 de tibio aliento de brisa de luna llena de plata
 de rutilantes luceros de primavera encantada
rendido ante el universo de sus inefables plantas..
. Caminaba por Sevilla REGLA digna de alabanza
granada rosa encendida amapola inusitada
nardo de sublime albura azucena insospechada
espiga en flor panadera que el Miercoles Santo alcanza
 la infinita sutileza cuando por Sevilla pasa
 porque en candor y hermosura Ella se lleva la Palma.
Antonio Sierra Escobar 




Baja la “rampa” El Amor

Y su Amor con tanto celo

Que solo se oye el rumor

Que entienden los costaleros.


Baja la “rampa” El Amor

-hacia Cuna- a paso lento

Y no es Plaza el Salvador

Si se interrumpe el silencio…


Baja un poquito la voz

Sevilla de cal y verso

Calla Sevilla el tambor

Para que baile el incienso

Que baja la “rampa”, Dios

En solemne movimiento.


Ya se ha encendido el clamor

De la noche de los tiempos

Ya pulula el resplandor

De los guardabrisas esos

Ya camina…miraló

Hacia la sombra el Amor

De las paredes del viento…


Baja un poquito la voz

Si sientes lo que yo siento…

Si entiendes que por Amor

Cristo sale de su Templo

Para que roce el balcón

La cruz que lo lleva inmerso…


Baja un poquito la voz

Sevilla de cal y verso

Sevilla del corazón

Sevilla del sentimiento

Sevilla donde la voz

Es resonancia del eco

Y es Plaza del Salvador

Y es noche de mil y un sueño

Y es el roce de un balcón

Y es bambalina del cielo…


Por eso –baja la voz-

Ante ese Manso Cordero

Si entiendes que por Amor

Lo llevan sus costaleros.




(melancólica tarde de verano 1.983) ...Pregonero de Sevilla de mi Sevilla, hablame dicen que hay dama de noche y que es más rojo el clavel cuando formando un calvario lo ponen bajo sus pies. Dicen que hay cinco Esperanzas cinco salves hecha miel y un Cristo que más que Cristo es Jesus del Gran Poder... dicen que de la muralla los jazmines por coger bajas musas "becquerianas" y fantasmas del ayer dicen que don Juan Tenorio no ha perdido su dintel y escala por San Lorenzo muros del convento aquel... dicen que por Santa Clara un capricho de mujer consiguió que levantaran una torre de babel.... Pregonero de Sevilla, de mi Sevilla..hablame... Borda con el sentimiento la seda de tu palabra y pregona "Maria Luisa" que de por sí mismo habla cuando la Paz, transparente lo atraviesa -toda Blanca- poniendo nota divina entre melódicas ramas... háblame de las mil fuentes hoy sin la risa del agua y del monte "gurugú" hasta adentrarte en la calma solemne de la glorieta donde al genio se levanta un monumento ceñido de rimas apasionadas... A los naranjos eternos pregónalos en sus plazas donde sueña el azahar con aquella madrugada... al barrio de Santa Cruz ponle un fondo de guitarra y un laberinto de estrellas en una noche callada... y si el verso que compones se encuentra con la Giralda en el aire de un suspiro... más que pregonar, declama, recita, porque a esa torre para cantarle hace falta llenar con la poesía lo más profundo del alma... Pregonero de Sevilla llévame sobre tus alas que dicen que en la otra orilla hay un barrio de Triana.. dicen que el arte recorre con sus más finas pisadas el arrabal embrujao por el duende de las cavas... dicen que tiene una iglesia "señita señá, Santa´na centro de sus devociones al lado de la Esperanza... Y para que en tu pregón surja la gloria y la fama sube el tono de tu voz y haste un nudo en la garganta porque quiero que al Cachorro le digas unas palabras: -Pregonero de Sevilla- ¡que huele a Semana Santa!

continuará...

Entrada destacada

naturaldesevilla: El Rey que perdió la cabeza

naturaldesevilla: El Rey que perdió la cabeza : Quizás fuera el Palacio del Conde Pumarejo, lugar idóneo para las citas clandestinas del rey...