martes, 13 de abril de 2010

juglares de andalucia




Hace 38 años éramos estudiantes de 2º de Bachillerato y descubrimos las sevillanas con letra y música de Verde, Moya y el piano de Campuzano. Cinco voces “ye-yes” que nos llegaban de la Puebla, para levantar la polvareda que provoca el ganado de los sentimientos. Sus voces amigas, las tomamos prestada para cantarle a Sevilla las mejores vísperas de Feria: Rompeolas de Amor; Suspiros de mujer; corraleras de pueblo para hacerle un retablo a Sevilla de poesía a cuatro por cuatro. Las flores de la discordia no crecían por entonces en el corazón de unos estudiantes que ensayaban en los bancos de la plazuela. Crecieron con nosotros los cinco juglares de las sevillanas clásicas, esas que vuelven cada primavera a enseñarnos que las voces no cambian nunca cuando cantan los mejores recuerdos: "con sus celestes cuadrillas, hoy han vuelto los luceros a posarse entre las ramas de los puñales enteros. Con Ellos siempre llegan las verdaderas sevillanas de las vísperas de Feria .


Entrada destacada

LA MADRUGÁ DE LOS SUEÑOS ROTOS

Varios días leyendo, casi todo lo escrito sobre esta Madrugá de los lamentos, revisando la multitud de videos sobre los momentos del pán...